El álbum de figuritas

Más que una celebración, el Día de la Niñez es un gesto reivindicativo de los derechos de la infancia, entendida como una etapa de la vida que va desde el nacimiento hasta la mayoría de edad.

La fecha surge hacia la década de 1950, en el contexto del mundo de posguerra, cuando la naciente ONU designó un día internacional para visibilizar y hacer cumplir todas aquellas condiciones que debe tener la vida de cada niño y niña del planeta. Asimismo, instó a que cada país estipulara su propia fecha de celebración (en Argentina tiene lugar el segundo domingo de agosto).

Una de los derechos a tener en cuenta se vincula con la acción del jugar, aspecto imprescindible para el desarrollo de cada infante, ya que le permite vincularse consigo mismo y el entorno, estimular la creatividad y crear lazos de socialización.

Durante el período de escolar hay un entretrenimiento que gana rápido entusiasmo en los sectores más pequeños de la población: el álbum de figuritas.

Completarlo es la máxima ilusión para subjetividades cuyas más inmediatas aspiraciones son sencillas de colmar.

En ese momento de la biografía, quienes disponen de un album tienen como exagerado objeto de preocupación dar con la «figurita difícil», aquella a través de la cual el mercado decide mezquinar en una perversa estrategia de dominación, que busca preparar al soberano para convivir con la falta, la urgencia y la ansiedad de consumir.

Y cuando al final das con ella, la que estaba ausente, parece que ya es tarde, que la euforia ya pasó, que el deseo deja de serlo en cuanto se demora, quedando así obsoleto.

Pero aun así, si algo ha de enseñar la chance de aspirar a completar el álbum de figuritas, es al menos tener ese ritual de iniciación que implica asistir al derecho de soñar.

No es poco. Nunca. Para nada.

Sobre todo para aquellas personas que transitan el inevitable carrusel del mundo adulto, un viaje de ida compuesto de figuritas desesperadas por encontrar su propio álbum, que muchas veces está oculto en esa impredecible certeza llamada realidad.


Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s