Dos historias

¿Qué tienen en común La Noche de los Bastones Largos y la muerte del Doctor René Favaloro?

Separados en el tiempo con 34 años de distancia entre sí, ambos hechos son tragedias argentinas que ocurrieron un 29 de julio.

En 1966, la dictadura de Onganía quiso ir contra el cogobierno y la autonomía universitaria, ejes de la Reforma de 1918. Por tal motivo, oficiales del gobierno reprimieron y apresaron a estudiantes, profesores y graduados de la UBA que a los fines de defender los derechos adquiridos habían tomado cinco Facultades: Medicina; Ciencias Exactas y Naturales; Arquitectura; Ingeniería; Filosofía y Letras.

Hubo alrededor de 700 damnificados y heridos. Como consecuencia, renunciaron los rectores de las universidades de Buenos Aires, La Plata, Córdoba, Tucumán y el Litoral. Se exiliaron 1300 docentes que continuaron sus carreras en el extranjero. Fue la fuga de cerebros más numerosa de la historia argentina.

Por otra parte, en el año 2000, René Favaloro decidió quitarse la vida con un disparo directo al corazón. Lo hizo como consecuencia de una depresión a causa de deudas contraídas y la falta de respuestas de autoridades que le negaron financiamiento y demás recursos para salvar a su Fundación, lugar donde a diario se salvaban vidas y hasta operaban gratuitamente a los pacientes.

Siendo un médico mundialmente reconocido, no sólo por el hito de crear el bypass coronario en 1967 (una intervención para dar flujo de sangre al corazón ante arterias obstruidas) sino también por los valores humanos que lo convirtieron en una personalidad referencial por su ética, idoneidad, profesionalismo y compromiso con la patria, Favaloro fue maltratado por el país al que había vuelto para devolver toda su sabiduría y experiencia, pudiendo haber continuado una destacada trayectoria (a nivel económico y de prestigio) en el exterior.

La Noche de los Bastones Largos y el suicidio de Favaloro son dos atentados del Estado. Real y simbólicamente, representan episodios de violencia institucional.

Tales sucesos, además de recordarse, deben tenerse en cuenta para evitar que el país siga siendo víctima de sus propias miserias y autodestrucciones.


Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s